Media producida por jóvenes: plataformas para la inclusión social

Jordi Torrent – Jefe de Proyecto de Alfabetización Mediática, Alianza de Civilizaciones de Naciones Unidas

por Jordi Torrent – Jefe de Proyecto de Alfabetización Mediática, Alianza de Civilizaciones de Naciones Unidas

Sólo oímos realmente hablar de los jóvenes cuando los medios nos informan de entretenimiento, deportes y delincuencia. Pero rara vez facilitamos espacios y oportunidades para que se expresen de manera significativa de modo que sus puntos de vista y opiniones sean realmente escuchados y tomados en consideración por los adultos. Adultos que toman las decisiones en un mundo donde también habitan los jóvenes; decisiones que dan forma al mundo que esos jóvenes pronto deberán manejar.

Si se toma en consideración que alrededor del 20% de la población mundial actual (alrededor de 2000 millones de individuos) tienen entre 10 y 24 años, esta falta de oportunidades para que los jóvenes expresen sus opiniones, sus puntos de vista, es sin duda una carencia de nuestras sociedades que podría dar lugar (o está, de hecho, dando lugar) a formas de expresión violentas.

La cuestión ya no es, si alguna vez lo fue, “¿hasta qué punto la oportunidad de producir media empodera a los jóvenes?”, como algunos se han preguntado. Preguntar esto es como preguntar “¿hasta qué punto la oportunidades de leer y escribir empodera a los jóvenes?” Por supuesto que los mensajes mediáticos creados por jóvenes los empodera. Pero los empodera realmente cuando están producidos en el marco de la Alfabetización Mediática. La Alfabetización Mediática, la Educomunicación, es el contexto ético, la plataforma de pensamiento crítico, que cuando se aplica en jóvenes creadores de sus propios mensajes mediáticos, eleva esos mensajes a una comunicación relevante, a mensajes a los que los adultos deberían prestar atención. Como hemos dicho muchas veces, el concepto de “alfabetización” sólo necesita extenderse, incluyendo esas otras formas de alfabetización que los individuos necesitan conocer a fondo para ser realmente miembros activos de las sociedades contemporáneas.

Los mensajes mediáticos creados por jóvenes no deberían considerarse como una actividad liminal, sino como un parte integral de la educación en sí misma y, de hecho, desarrollada como parte de la experiencia normal de estar vivo en nuestras sociedades mediatizadas. Pero, de nuevo, la Alfabetización Mediática debería ser la plataforma, el conocimiento, el marco ético que facilite y fomente la producción de media juvenil

Incluir la Alfabetización Mediática  en educación, apoyar los mensajes mediáticos de los jóvenes, facilitaría ciertamente un proceso en el que los jóvenes se sientan incluidos en los procesos de toma de decisiones gubernamentales en sus comunidades o, al menos, para que se sientan incluidos en el paquete de información que sustenta los argumentos para la elaboración de políticas sociales. De esta forma, los jóvenes se sentirán realmente incluidos en las sociedades en las que viven, convirtiéndose así en verdaderos participantes del proceso de construcción de un nuevo mundo, un mundo que se dirige hacia la implementación de las Metas de Desarrollo Sostenible.

Un ejemplo de este tipo de esfuerzos, que se está llevando a cabo actualmente, es el PLURAL + Festival Juvenil de Videos sobre la Migración, Diversidad e Inclusión Social (pluralplus.unaoc.org). Desarrollado por la Alianza de Civilizaciones de Naciones Unidas (UNAOC) y la Organización Internacional de la Migración (OIM), PLURAL+ es una plataforma multimedia de distribución que, con el apoyo de sus socios, promueve el alcance y la distribución global de media producida por jóvenes expresando sus opiniones sobre la migración y la inclusión social. Empoderar a los jóvenes a través de la distribución de sus mensajes mediáticos es una fuerte señal que pone de manifiesto que los adultos se toman con seriedad la inclusión social de todos los miembros de nuestras comunidades, jóvenes y mayores, por igual.